Consejos para ahorrar tiempo.
Productividad y planificación

10 consejos para ahorrar tiempo.

No te has preguntado muchas veces cómo ahorrar tiempo en las actividades diarias? No sé por qué esta sociedad en la que vivimos se ha vuelto tan caótica. Constantemente estamos sintiendo que no nos alcanza el tiempo para hacer todo lo que queremos.

Obviamente, no existe una fórmula mágica para tener más tiempo. No tenemos un giroscopio (Aunque me encantaría… Y esto solo los fanáticos de Harry Potter lo entenderán). Pero si hay pequeños detalles que nos pueden ahorrar un par de minutos. Quizá te parezca poco, pero ¿qué tal si juntas varias de estos consejos? La suma de todos puede marcar la diferencia.

Antes de darte mis mejores consejos quiero que sepas que hay formas eficaces de organizar tus tareas para ahorrar tiempo. 

¿Te ha pasado alguna vez que sientes que estás a punto de volverte loca?

No eres TÚ, es la forma en la que gestionas tu tiempo.

Porque, aunque todos tenemos las mismas horas al día para crear y disfrutar, la realidad es que unos las usan mejor que otros.

Y como yo también pasé por esa sensación, he diseñado una metodología que combina el time blocking + listas de tareas – ¡amo las listas! – que al implementar con pocas (e indispensables) herramientas te van a ayudar a poner en orden tu vida.

Te garantizo que tu productividad y tu eficacia se irán boom para arriba si decides aplicarlo también.

Consejos para ahorrar un poco de tiempo en tu día a día.
1Planifica tu desayuno.

No me cabe en la cabeza cómo una persona puede salir de su casa sin desayunar. Es que no lo entiendo. Para mí, es la mejor comida del día. Las pocas veces que me he saltado el desayuno he experimentado una sensación de vacío por todo el día (Drama ON).

Hablando en serio, el desayuno es súper importante para la salud, el bienestar emocional y para la gente que te rodea (barriga llena, corazón contento). Te aseguro que si lo planificas no tiene porque tomarte mucho tiempo.

Te aconsejo que lo decidas la noche anterior, y si es posible lo adelantes. Por ej.: Si me provoca desayunar panqueques o waffles siempre preparo la mezcla por la noche (no te toma más de 10 min).

Incluso, por la mañana, lo puedes preparar mientras te vistes (multitasking en todo su esplendor). Sigo con el ejemplo de los waffles. Al salir del baño enciendo la wafflera y la dejo calentando. Al ponerme pantalón y camisa salgo y vierto la mezcla. Mientras se preparan los waffles me pongo los zapatos y los accesorios.

Este ejemplo lo puedes adaptar perfectamente a tus necesidades.

Y si aún esa opción te parece muy complicada siempre puedes tener fruta congelada y separada en porciones. De esta forma tienes al alcance de tu mano un licuado exprés.

2. Adelanta tus comidas el fin de semana (o cuando puedas).

Quizá para muchos el fin de semana es sagrado y no se le pueden agregar actividades extras. Pero para los que necesiten más tiempo entre semana, como yo, nade mejor que el meal prep.

Dedicarle un par de horas a la cocina un fin de semana te cambia la vida.

Incluso no es necesario que lo hagas todo junto. Si de igual forma piensas cocinar otros días, prepara más comida de la normal. Así siempre tendrás en tu congelador comida preparada que te puede sacar del apuro. Y ya que estamos, le das un respiro al bolsillo.

Aquí te hablo un poco más a fondo sobre el famoso meal prep.

3. Planifica tus compras.

¿Es necesario que vayas al supermercado todas las semanas? Yo no lo hago ni siquiera cada dos.

Si te planificas bien puedes ir fácilmente una sola vez al mes. Realiza una compra grande que cubra todas tus necesidades mensuales.

No es cuestión de comprar de más, solo de comprar lo necesario.

Lo único que me permito reponer con más frecuencia son frutas y verduras, por cuestiones obvias. Lo que tampoco debería tomarte más de 20 minutos si vas con una lista armada.

Fíjate cuáles son tus consumos al mes y lleva una lista de lo que toca reponer. Utiliza alguna aplicación que te facilite la tarea.

Particularmente, utilizo la app “Notas de keep” que sirve para llevar listas de otras cosas o guardar simples notas / recordatorios. No te compliques la vida.

4. Organiza tu casa.

Trata de asignarle un lugar determinado a cada cosa que tengas en tu casa. Y luego el reto es devolver cada cosa a su lugar cuando lo utilices.

“Un lugar para cada cosa y cada cosa en su lugar”

De esta forma, no pasarás media hora buscando una camisa que hoy te provocó usar. Ah, pero resulta que tienes dos meses que lo ves y no tienes ni idea de dónde está.

Eso tiene solución, organiza tu casa de manera consciente. Tu mente te lo va a agradecer después.

Puedes plantearte pequeños proyectos e ir avanzando de a poco. Lo importante es llegar a la meta.

Por aquí te comparto un poco sobre cómo afrontar los cambios a través de pequeños pasos.

Además, te dejo toda una guía sobre cómo organizar tu casa.

Para mí, ordenar sin criterio te toma el mismo tiempo que hacerlo bien.

5. Únete a la onda del multitasking.

Hay muchas actividades diarias que no requieren de toda nuestra atención. Con un poco de práctica puedes hacer 2 cosas a la vez.

No vamos a salvar el mundo mientras comemos, pero un par de minutos siguen siendo un par de minutos.

Podrías leer tus mails mientras estás a la espera en el teléfono. O Preparar el desayuno mientras te vistes. O pensar que ropa vas a usar mientras te bañas. Incluso mirar tus redes sociales mientras viajas lo considero multitasking. Con esto último podrías llenar tu cuota de redes sociales en el día (pero esto será otro punto).

6. Aprende a decir “no”.

Tal vez no te gusta decepcionar a la gente. O quizás te sientes en la obligación de hacerle un favor a alguien. Puede que incluso te encante colaborar con quien sea que te lo pida. O, peor aún, lo haces en contra de tu voluntad, pero lo haces.

¿Te has detenido a pensar en el tiempo que te toma contentar a todo el mundo?

Si es algo que está a tu alcance o no te demanda mucho tiempo ni esfuerzo, bien. Incluso de vez en cuando realizar algo por lo que tengas que esforzarte no está mal. Pero aprende a no comprometer tu tiempo.

Me encanta hacerles favores a mis amigos o familia. Eso sí, cuando llega el punto en que eso me compromete más de la cuenta doy un paso atrás.

No es tu obligación, ni tu trabajo decirle que sí a todos. Por tu propia productividad, aprende a decir “no” cuando te convenga.

7. Utiliza una agenda y muchas alarmas / recordatorios.

Es imposible que recuerdes todo en todo momento. Por eso, tener planificadas tus actividades te ahorrará un montón de tiempo y esfuerzo.

Pagos de servicios, tarjetas de créditos, alquileres… Ten los vencimientos bien anotados para que no se te pase nada.

Incluso con los pagos te recomiendo, de ser posible, que los adhieras a débito automático. Una preocupación menos.

Citas médicas, de trabajo, eventos personales/familiares, cumpleaños… Agenda las fechas y no te preocupes de olvidarte nada.

Tu mente estará mucho más despejada para ocuparse de otras cosas.

Aprovecha estos trucos para organizar tu agenda como una experta.

8. Duerme lo suficiente (no menos, pero tampoco más).

Conocimiento universal, lo recomendado es entre 6 y 8 horas diarias. Es importante que cuides tu sueño, de lo contrario no hay forma de aguantar.

Pero, tampoco es necesario dormir más de 8 horas. ¡Ni siquiera los fines de semana!. Bueno, tal vez 1 o 2 horas más si el resto de la semana estuvimos al límite. Lo importante es mantener el control y no pasarte el día en la cama.

A mí me encantaba dormir hasta tarde los fines de semana (no engaño a nadie, aunque ya no lo hago tanto me sigue encantando). El tema es que hay toda una vida que está pasando mientras dormimos.

De vez en cuando le hace falta al cuerpo, eso no lo discuto. Pero trata de no hacerlo siempre y aprovechar mejor tu tiempo.

9. Controla tus distracciones.

Es increíble la cantidad de tiempo que pasamos en las redes sociales, por ejemplo. Porque, seamos sinceros, no genera nada productivo.

Ciertamente son muy entretenidas, y hasta indispensables hoy en día. Pero, por favor, no podemos perder 4 horas viendo cuanto video nos pase por el frente.

Crea consciencia sobre cuanto tiempo malgastas en esto y trata de utilizarlo para conseguir información funcional (noticias o educación).

No los podemos eliminar por completo, es imposible. Seguirán siendo una de las principales fuentes de entretenimiento, pero establece un tiempo determinado para ello y trata de cumplirlo.

El mismo principio aplica para la televisión, los video juegos, Netflix o cualquiera que sea tu mayor distracción.

10. Evita procrastinar.

“No dejes para mañana lo que puedes hacer hoy.”

Es imposible posponer para siempre aquellas tareas que no te gusta hacer. Así que mejor hacerlo cuanto antes.

De esta forma dejarás de pensar en ello y podrás liberar tu concentración para cumplir otros propósitos.

Por cierto, una de las cosas que más se posponen es la actividad física. ¡¡ERROR!!

Tu cuerpo y tu mente la necesitan, seguro puedes encontrar algunos minutos a la semana para dedicarlos a fortalecer tu cuerpo.

El ejercicio te hará ganar mucho tiempo ya que podrás iniciar tus días con más energía y mejor disposición.

Ahora bien, tal como te dije antes, no hay una formula mágica. El truco está en que te tomes en serio la necesidad de ganar tiempo y trabajes por ello. Empieza mañana mismo, el tiempo no espera por nadie.

19 Comments

  • Soulmate

    Estos 10 consejos que das la verdad que son geniales y son de muy a tener en cuenta y vemos que nosotras cumplimos la gran maoría por lo que vemos que ahorrar tiempo lo hacemos más o menos bien. Nos gustadamos este post que va ir bien leerselo de vez en cuando

    • admin

      Hola! Me da mucho gusto que les gustaran los consejos.
      Si, está bueno siempre buscar forma de optimizar nuestros tiempos porque es lo único que no podemos recuperar. Saludos!

  • María Loreto Navarro Pacheco

    Será que me estoy haciendo muy mayor, pero hago todo lo que sugieres en los diez consejos, quizá lo único que no práctico tanto, es lo de la comida congelada. Me gusta la comida recién hecha, aunque sea el mismo cocinado, si lo congelas, luego no sabe igual pero eso es ya por una cuestión de gusto. Lo de dormir, también me encantaría echar una horita más de sueño los fines, pero también sé que si lo hago, tengo menos tiempo para hacer todo lo demás. Al fin y al cabo, todo es cuestión de organizarse. Por cierto, cuando desayuno, no contesto nada, solo leo un buen libro.

    • wallynoguera

      Bien Maria! Lamento que no encontraras nada nuevo en este artículo pero me alegra saber que ya estás optimizando muy bien tu tiempo. Saludos

  • Luzmaria Alam

    Muchas gracias por hablarnos de esto, creo que hoy en día es cada vez mas importante planificar, no todo pero lo básico al menos, así logramos hacer todo, o la mayoría. yo confieso que me distraigo y es por eso que no me veo mucho en eso del multitasking, prefiero concentrarme bien bien en algo, o al menos dos cositas, no más. Lo de la comida a veces lo hago, es que vivo con mi madre, y vienen a cocinar y no siempre estoy pendiente. Lo de decir No me encanta, a veces hay gente que no puede, o por pena, pero es peor hacer eso, a veces quedas mal, y es culpa de uno mismo por pretender querer hacer todooo. Saludos

    • wallynoguera

      Hola Luz! Totalmente, es importante que aprendamos a decir No, es necesario para nuestro bienestar. Espero que te haya servido de algo el artículo. Slds.

  • Sann

    ¡Hola guapa!

    Pues no sabes lo bien que me viene esto. Hace relativamente poco que he vuelto a la universidad y además a tener más actividad en mi blog de belleza. Eso mezclado con las tareas diarias y algo de ocio… ahora mismo es un caos todo. Los consejos que nos das mucho ya los conocía, pero alguna cosa he aprendido, además que siempre viene bien recordar algunas cosas para ponerlas en practica y poder ahorrar tiempo para gastarlo en lo que queramos. Y la imagen con todos los puntos es genial para tenerla siempre cerca.

    Un beso!

    • wallynoguera

      Hola linda. Es cierto, cuando se nos juntan muchas actividades puede que en un principio todo nos parezca un caos pero es cuestión de organización y planificación.
      Estoy segura de que pronto te adaptas a todo!!
      Besos.

  • Paula Alittlepieceofme

    Los fines de semana, si no se trabaja, se puede dormir un poquito más, sobre todo cuando a diario vas al límite. Me ha sorprendido lo del multitasking, no todas las combinaciones son apropiadas, pero el tiempo no vuelve, saludos!

    • wallynoguera

      Por supuesto que se puede dormir un poquito más, sobre todo si entre semana estuviste al límite. Me refiero más que todo a que no se te vaya el día durmiendo (como muchas veces me ha llegado a pasar). Tal como dices, el tiempo no vuelve por eso está bueno reunir nuestra fuerza de voluntad y despegarnos de la cama más temprano que tarde.
      Besos!

  • Margarita Guzman

    sumamente valiosos eso consejos, a mi me pasa que cuando programo las agendas, y no las re programo por algún inconveniente de no hacerlo inmediatamente , caigo en el caos, las horas de sueño , super valiosas, precisamente estoy en un proceso de volver a dormir lo suficiente , una mente cansado no produce como debe ser

  • lala tur

    Tu post es como mi sueño de todo lo que quiero cumplir y tanto me cuesta hacer. Creo que ahora mismo mi tarea pendiente es el desayuno. Siempre digo que me levantaré temprano para realizar un buen desayuno y al final siempre como lo mismo por las prisas. El resto lo voy cumpliendo más o menos pero prometo ponerme las pilas con el desayuno. Besotes

  • Reina Cor

    Quisiera adherir al multitasking pero en casa para mi familia ya fue motivo de quejas. Por otra parte aprender a decir no, mas a menudo, me ahorraría si algo de tiempo concuerdo. 🙂

  • Rebecaml

    Hoy en día es muy importante gestionar nuestro tiempo para cumplir con todo lo que tenemos pendiente, es cierto que las redes sociales terminan por distraer más de la cuenta, yo compro una vez por semana porque necesito frutas y verduras frescas, eso si, he aprendido a decir que no y ya no asisto a reuniones que me quiten tiempo.

  • resi

    Hola guapa, pues tus 10 consejos me van a ir muy bien, lo del desayuno no me hace falta mucha planificacion pues casi siempre tomo lo mismo, solo me falta tenerlo, que va enlazado con lo de planificar las compras! ahora que voy a cambiar de horario en el trabajo voy a aplicar tus consejos porque ir de noche no va a ser lo mismo que ir de tardes como hago ahora! besos

  • Lu

    Wally! me encantó leerte. Sinceramente ya aplico la mayoria de estos pasos pero no al 100%, por lo que algunos me sirvieron como un buen recordatorio.
    La pregunta que me surge es: Si ya aplicás todos estos pasos y aún sentis que te falta tiempo para hacer todo lo que querés… ¿qué se puede hacer?
    (Yo quizá anoto algún proyecto para otra vida viste… no vaya a ser que tenga que trabajar mi ansiedad… jajaja)
    Un abrazo grande!
    Lu.

    • wallynoguera

      Hola Lu. Ja! me anoto la idea de anotarme un proyecto para otra vida.
      Actualmente estoy más o menos en esa situación de no alcanzar a hacer todo lo que quiero y me ha tocado replantearme mis prioridades. Te recomiendo que evalues muy bien todo lo que haces por una semana (anota el tiempo que le dedicas a cada actividad) y después analiza si todo eso que haces te deja algún beneficio o si por el contrario puedes disminuir algo e invertir ese tiempo nuevo en otra cosa más necesaria.
      De todas formas, lo que más me ha ayudado es aprender a decir “No”, estoy trabajando sobre todo en no comprometer mi tiempo para el beneficio de los demás. Nunca es tarde para ponerse a uno mismo de primero.
      Un abrazo enorme linda!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *